1 octubre, 2022

Santa Madre Teresa de Calcuta, una gran alma en un ínfimo cuerpo

Madre Teresa, por su labor humanitaria recibió el Premio Nobel de la Paz en 1979

Por Eduardo Cubías

El Salvador – La Santa Madre fue canonizada por el Papa Francisco, por su caridad y misericordia hacia los pobres, los excluidos, los marginados los abandonados en las calles de la ciudad de Calcuta, en la India. También por amor y protección a los niños, sobre todo a los no deseados. 

Hoy se le venera como ” Santa Madre Teresa de Calcuta “. Las feministas le tienen ojeriza por pronunciarse contra el aborto y abogar por el nacimiento de los hijos engendrados y el derecho a la vida.

Santa Madre Teresa de Calcuta (Foto archivo/cortesía)

En su amor por el prójimo, Teresa de Calcuta expresó: ” Los pobres marginados tienen hambre de amor que de pan “. Madre Teresa, por su labor humanitaria recibió el Premio Nobel de la Paz en 1979. En las Naciones Unidas pronunció tremendo discurso sobre el Derecho a la Vida de los niños y niñas en el vientre materno.

Con las Hermanas Misioneras de la Caridad en su visita a El Salvador, conocí a Madre Teresa cuando visitó el hospital La Divina Providencia, en San Salvador, para conocer la modesta habitación, donde vivió sus últimos días Monseñor Romero, La Santa Madre tuvo momentos de oración, rosario en mano, Era un día del mes de Julio de 1988, en el mero fragor de la guerra.

Santa Madre Teresa de Calcuta / visita la que fue la habitación de Monseñor Romero

Teresa de Calcuta, así conocida a nivel mundial, venía a El Salvador, en compañía de cuatro hermanas a fundar una casa de sus ” Misioneras de la Caridad “, en el municipio de San Marcos. Su visita fue por tres días y anduvo por varios lugares, y las multitudes le seguían para conocerla y saludarla.

A medio día del del 6 de Julio Madre teresa de Calcuta llegó a Catedral Metropolitana, frágil, sonriente, con el rosario en sus manos, venía a una misa campal, del Arzobispo de San Salvador, celebrada en el portón del templo. Una muchedumbre llenó la Plaza Barrios, y Madre Teresa les habló en inglés, traducido al español al instante, sobre la Misericordia de Dios. al implorar la Paz en El Salvador.

Santa Madre Teresa de Calcuta,en San Marcos

… ” Cuando la conocimos era un pequeño ser – criatura de Dios -, frágil, encorvada, cubriendo su cuerpo con un sari de algodón blanco y bordes azules; en su rostro blanco marchito, con profundas huellas y surcos; sus manos sarmentosas que dejaban ver las venas a través de la translucida piel manchada; sin embargo, con esas manos hizo prodigios de caridad durante medio siglo.

Cuando joven – Agnes de Albania – era una muchacha alta y fuerte, despejada, nacida en un hogar cristiano, de bienestar, en Skopie, su lugar nativo en la Macedonia.

¿Quién iba a decir a Agnes Gonxha Bojaxhiu que sería una de la escogida por Dios, para una larga trayectoria de misericordia con los pobres y los necesitados?

Hoy la veneramos como Santa Teresa de Calcuta y su obra continua en manos de su orden religiosa ” Las Hermanas Misioneras de La Caridad …”. Extracto del artículo de Francisco Mena Guerrero ” Madre Teresa, un meteoro de Dios ” (Artes y Letras) El Diario de Hoy, 27 de septiembre de 1997. Pag 12.

Lic. Eduardo Cubias , junto a madres misioneras