Mueren dos salvadoreños en EE.UU. intoxicados con gas en su propia casa otro se encuentra hospitalizado

La comunidad salvadoreña del área  del DMV inició una campaña en las redes sociales para recaudar fondos y sufragar los gastos fúnebres y retornar los cuerpos de los compatriotas a tierras cuzcatlecas. Foto: Cortesía.

Por Danilo García

Estados Unidos – Las autoridades policiales del Condado de Prince George’s, Maryland confirmaron la muerte por intoxicación con monóxido de carbono de Carlos Ramón Carranza de 31 años y su hermano Luis Eduardo Carranza de 27 años, mientras Lisandro Carranza, de 20 años de edad primo de las otras dos víctimas se encuentra hospitalizado en estado grave.

Según las investigaciones preliminares, los tres familiares se intoxicaron mientras dormían, a través de una llamada telefónica de un vecino que alertó a las unidades de bomberos, llegaron el martes por la tarde a la vivienda localizada en la cuadra 1400 South de la Springfield Rd. MD, donde encontraron dos cadáveres. La tercera víctima fue encontrada en estado de agonía y fue trasladada al hospital tras varios intentos por estabilizarlo.

Sobre los hechos, un familiar de los ahora occisos, dijo que debido a la reciente nevada que azotó el área de Washington DC, Maryland y Virginia (DMV), algunos árboles se cayeron en la zona donde residían los tres salvadoreños, y luego de permanecer por más de 24 horas sin energía eléctrica, los jóvenes habrían optado por usar un generador de calor para no seguir sufriendo por las bajas temperaturas gélidas.

Inicialmente el generador habría sido instalado afuera de la vivienda, pero debido al ruido que producía, y por no perturbar a los vecinos, los ahora fallecidos, decidieron introducir el aparato a la casa, el cual con el transcurso del tiempo se convertiría en una trampa mortal para ellos por la acumulación de monóxido de carbono, confirmó el portavoz policial.

Según las autoridades, Carlos Carranza realizó su última llamada a las 2:30 p.m. del martes, y habría conversado con una amiga. Posteriormente se cree que decidieron descansar un momento y se quedaron dormidos. Luego las víctimas no habrían percibido la emanación del monóxido de carbono que producía el generador, el cual acabó con sus vidas y mantiene en estado crítico a uno.

Se estima que las víctimas murieron entre las 3:00 p.m. y 4:00 p.m. del martes. Las autoridades dijeron que el generador fue encontrado encendido cuando arribaron ellos a la casa. Los  salvadoreños son originarios del municipio de San Alejo, departamento de La Unión.

La comunidad salvadoreña del área  del DMV inició una campaña en las redes sociales para recaudar fondos para los gastos fúnebres y retornar los cuerpos de los compatriotas a tierras cuzcatlecas y los estan dando el apoyo y oraciones para que Lisandro, el jóven hospitalizado se recupera.