Más periodistas denuncian acoso sexual en El Salvador

Foto ilustración

Por Carmen Rodríguez

Ante las recientes publicaciones realizadas por esta agencia internacional de noticias sobre los supuestos acosos sexuales realizados por el periodista Roberto Hugo Preza en contra de varias subordinadas, periodistas que laboran en otros medios de comunicación salvadoreños han salido de las sombras y nos han hecho llegar más testimonios.

Como parte del compromiso que deben tener los medios de comunicación en la construcción de las sociedades y en la democracia y a propósito de la conmemoración del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, Voz de la Diáspora, pública esas denuncias de periodistas, camarógrafos y empleados que prueban que el acoso sexual en los medios de comunicación es una práctica común hasta nuestros días.

La identidad de quienes compartieron y enviaron sus mensajes han sido omitidos, porque la mayoría de estas personas labora en la actualidad en un medio de comunicación salvadoreño y, como las víctimas que se atrevieron a denunciar el acoso sexual en el caso de Preza, ellos también temen represalias.

A continuación los mensajes:

“En los medios de comunicación existe el acoso sexual. Varias de mis amigas, se vieron obligadas a renunciar o a seguir soportando el acoso por miedo. También existe acoso laboral y psicológico. Tuve un jefe que me gritaba y me hacía exceder las horas laborales, trabajando hasta 18 horas, sin pago de horas extras. Me gritaba y desmerecía por ser mujer. Una vez me dijo: «¡Mamasita, si vos fueras mi novia, no te dejaría que te vistieras así! Te gustan las mujeres porque nunca has provado a un buen hombre». Esas cosas también son acoso”.

“Tenía 19 años cuando inicié mi pasantía. Estaba a punto de cumplir 20. Aún era insegura, con ganas de aprender y sacrificarme y ganar dinero para ayudarle a mi mamá. Cuando él se emborrachaba y agarraba sus giras, para mí era un descanso, porque no llegaba a la oficina, no lo veía y sus asquerosas manos tampoco me tocaban. Con el tiempo los rumores de que él acosaba a otras mujeres eran siempre fuertes y yo me decía: ¿Por qué no denuncié?…”.

“Roberto Hugo Preza es alguien nefasto como periodista y como persona. En los cinco años que trabajé en Megavisión, fui testigo del chantaje al que solía recurrir para mantener silenciados a los empleados y otros periodistas ante lo que hacía, contra las mujeres, los acosos. En algunas reuniones de prensa que teníamos, manoseaba a las presentadoras frente a los demás. Los periodistas nos manteníamos callados por no perder el trabajo”.

“Ese señor es sucio y es un asco como jefe y como persona. Sé que todo lo que se cuenta en la investigación es verdad. El tiene un modus operandi: llegaba y se metía a las islas de edición para sacarles besos de saludo a las periodistas… Como que si fuera obligación de las mujeres besarlo”.

“A él le gusta decirle a las mujeres «princesa», «mi amor» y cosas así. Yo le puse un alto y dije que me llamara por mí nombre. Entonces fue repulsivo conmigo. Me ponía apodos, me bloqueó muchas cosas en el canal y una vez dijo que alguien se había atrevido a denunciarlo y él le había hackeado el teléfono y por eso, él la había expuesto, con unos mensajes en el Ministerio de Trabajo. Eso lo decía para amedrentar a la gente”.

“Las personas que dicen que él es una persona intachable, lo dicen porque no han trabajado cerca de él. Las chicas siempre hacían el comentario de que él las andaba abrazando todo el tiempo y a ellas no les gustaba. Algunos dicen que estas son personas que están poniendo en mal a Roberto y eso no es así, esto tiene que acabar, fue lo que yo observé, los periodistas también hablan ellos, de que las manoseaba”.

“Todo lo que han dicho las periodistas es cierto. Muchos no dijimos nada porque él hablaba de sus contactos. La esposa, trabaja en Bandesal (Banco de Desarrollo de El Salvador) -dirigido por Juan Pablo Durán-, una de las hijas en el Ministerio de Trabajo -dirigido por Rolando Castro-. Esas instituciones las dirigen los señores estos con los que él sale en la foto y la otra hija también trabaja con el gobierno. Por cosas como éstas, muchos no decíamos nada”.

Roberto Hugo Preza, señalado por periodista por acoso sexual. Foto redes sociales

“Antes era amigo de Funes y del FMLN, ahora no tiene los mismos contactos. Ahora en el nuevo gobierno es amigo de Rolando Castro, el ministro de Trabajo y de Juan Pablo Durán, por eso muchos sabemos que lo de la visita del Ministerio de Trabajo, es un show”

“Todos sabemos que ese es un secreto a voces y nadie de los periodistas quiere meterse por miedo. Yo vi, cuando en la sala de redacción llegaba a saludar a las compañeras y les agarraba la barbilla para besarlas. Lo del Ministerio de Trabajo (la investigación), solo es la paja (mentira) que hicieron”.

“Para los que trabajamos en los medios esto no es un secreto. Esto, el acoso existe desde hace 15 años que yo trabajo en eso. No fue sorpresa para los periodistas, eso es seguro. Tres de mis amigas me contaban lo que les pasaba, las abrazaba a la fuerza, las besaba a la fuerza y cosas así. Lo que pasa que nadie quiere hablar de esto públicamente, pero para los periodistas esto no es un secreto”.