La Amazonía en llamas, más de 71 mil focos de incendio han sido detectados

Son más de 71 mil incendios detectados en la región amazónica, más de la mitad están en territorio brasileño. Los siniestros reportados significan un 83% más de los registrados entre enero y agosto del año pasado. Estos datos fueron divulgados por el Instituto Nacional de Pesquisas Espaciales (INPE).

Foto VD/Cortesía: Fondo Mundial para la Naturaleza WWF.
Por Kriscia Recinos

Los incendios que llevan ya varios días, han generado la indignación popular y preocupación en organizaciones dedicadas a la conservación ambiental, por ejemplo el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés), ya alertó que la deforestación y los incendios significan para la selva amazónica la pérdida de superficie equivalente a más de tres canchas de fútbol por minuto, “Estamos cada vez más cerca de un punto de no retorno”, expresó en comunicado de prensa.

El secretario general de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, dijo sentirse “profundamente preocupado” por los incendios registrados en lo que va de 2019.  “En medio de una crisis climática internacional, no podemos permitir que se produzca más daño en una importante fuente de diversidad y oxígeno”, tuiteó.

La cantidad de fuego registrado en la selva es, según la ONU, el mayor número en los últimos siete años, ya se consideran los peores incendios forestales de los últimos años en el país suramericano.

Más datos sobre el impacto de los incendios

El Instituto Nacional de Pesquisas Espaciales, reveló que los focos de incendio afectaron ya a 68 áreas protegidas por ser reservas ambientales o indígenas.

La organización no gubernamental, Instituto de Pesquisa Ambiental de la Amazonía (IPAM), asoció el crecimiento de los focos de fuego a la deforestación promovida por hacendados. “El número de focos de calor registrados ya es en un 60% superior al de los últimos tres años y ese pico tiene relación con la deforestación y no con una sequía más fuerte como podría suponerse”, denunció la ONG.

El instituto del Hombre y el Medio Ambiente de la Amazonía, reveló por su parte que la deforestación en la selva brasileña creció, solo en julio pasado, un 66% por ciento.

Bolsonaro ordenó acciones tras varias semanas de incendios

En medio de críticas por un pobre desempeño ante la tragedia, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro pidió “medidas necesarias”, a su gabinete, a fin de combatir los incendios.

El mandatario ordenó al titular de medio ambiente, Ricardo Salles, que recopile datos sobre los focos de incendio.

Por su parte, el ministro de la Presidencia de Brasil, Onyx Lorenzoni, criticó a los países europeos que han manifestado su preocupación por los incendios, ya que a su juicio “aprovechan el asunto medioambiental para imponer barreras al crecimiento y al comercio brasileño de bienes y servicios”.

Añadió que es una estrategia usada por la Unión Europea para justificar barreras a productos del país suramericano.

El gobierno brasileño se justifica: “Realmente hay deforestación, pero no en los niveles y los índices que están diciendo. No podemos olvidarnos que en los años 1980, 1990 y 2000 la fiebre aftosa fue usada como mecanismo proteccionista para frenar las exportaciones brasileñas de carne y granos”, comunicó Lorenzoni.

Críticas Internacionales

El presidente de Francia, Emmanuel Macron fue duro al calificar como una “crisis internacional” los incendios que arrasan grandes áreas. Tema que, adelantó, será abordado en la Cumbre del G7, donde se reúnen las mayores potencias mundiales.

“El Amazonas, el pulmón de nuestro planeta, que produce el 20% de nuestro oxigeno está ardiendo”, escribió el mandatario francés en sus redes sociales.

Advirtió que el cumplimiento de compromisos ambientales será clave para la aprobación del acuerdo de libre comercio firmado entre la Unión Europea y el Mercosur.

La reacción de Bolsonaro a estas declaraciones fue desafiante. “Lamento que el presiente Macron busque instrumentalizar un asunto interno de Brasil y de los otros países amazónicos para obtener beneficios políticos personales”, manifestó.

Foto VD/Cortesía: Fondo Mundial para la Naturaleza WWF.