The United States said it can give booster doses and donate vaccines

Reference image

Editorial Dept. Voz de la Diaspora

World Health Organization (WHO) pidió a Estados Unidos que priorice la gran inequidad existente en la distribución de las vacunas contra el coronavirus, entre las naciones ricas y pobres. El país norteamericano rechazó el llamado a unas moratorias de las dos dosis de refuerzo.

El director de la OMS, Explained Ghebreyesus, pidió a los países y empresas que controlan el suministro de las dosis que prioricen el tender la gran inequidad existente en la distribución de vacunas entre las naciones ricas y pobres.

“Sentimos que es una elección falsa y que podemos ser ambas cosas”, expresó la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, quien agregó que Estados Unidos tiene suficiente suministro para continuar la distribución de vacunas en el extranjero y al mismo tiempo garantizar que todos sus ciudadanos reciban las dosis necesarias.

“Tenemos suficientes suministros para que, si la FDA decide que los refuerzos son recomendables para una parte de la población, podamos proveerlos. Creemos que podemos hacer ambas cosas y que no necesitamos tomar esa decisión”.

La OMS lleva varios meses advirtiendo sobre un creciente desbalance en la disponibilidad de vacunas contra el coronavirus, enfermedad que ha cobrado la vida de 4.2 millones de personas a nivel mundial.

La Organización Mundial de la Salud quiere que cada país haya vacunado al menos al 10% de la población para finales de septiembre, al menos el 40% para el cierre de 2021 and at 70% para mediados de 2022.