Celulares determinan autoestima de adolescentes en Italia

Por Engelberto Maldonado Pérez

El Observatorio Nacional para la Adolescencia de Italia, alertó esta semana sobre el peligro y el impacto negativo que tiene el uso de teléfonos celulares en los adolescentes italianos. La alerta se da, ya que se registró un aumento en el número de menores de edad que poseen un “smartphone”.

De acuerdo al informe, un 46% de menores entre 11 y 13 años encuestados, dedica al menos dos horas diarias a mirar el celular. Mientras que, el 44% de chicos de entre 14 y 18 años lo hace por seis horas al día. La muestra, fue tomada de un grupo de 3,900 menores italianos.

El estudio de la entidad italiana, fue dirigido por la psicoterapeuta, Maura Manca. La especialista destacó que mientras los jóvenes más crecen, más tiempo dedican al teléfono, tanto así que, el 14% de jóvenes que participó en el estudio, dedica hasta sies horas frente a la pantalla.

Además, los resultados de la investigación, destacan que durante las vacaciones escolares, el 64% de los niños y adolescentes encienden su aparato de inmediato, al despertar, lo cual denota una dependencia automática.

La investigación también señala que los pleitos o discusiones en casa surgen casi siempre por el uso de los “smartphone” o las consolas de videojuegos y según Manca, el vicioso uso de los celulares también inicia en casa. 

“Cuando los padres no están dispuestos a calmar a sus hijos, o a tomarlos del brazo para hablar o razonar sobre los problemas en casa y en vez, dan un smartphone o una tablet a sus hijos, este se vuelve como un “pepe digital” que sirve de calmante y de ansiolítico. Y es más fácil y rápido porque los chicos son anestesiados ante la pantalla, y los padres pueden continuar con sus cosas en paz”, dijo la experta.

Social media y autoestima

El estudio también identificó que uno de cada diez menores de edad decide hacer “una dieta” para aparecer más bello en los selfie que cuelga en las redes sociales. Muchos adolescentes, a partir de los 11 años de edad, ya están preocupados de cómo serán vistos en el social media. 

“Hay una búsqueda de aprobación en el social media que está determinando la autoestima de los jóvenes”, advirtió en un comunicado oficial la entidad que realizó el estudio.

Según el resultado del estudio, el 80% de las niñas o chicas se obsesiona por aparecer “bellas” en las selfies y el 45% se autofotografía muchas veces en la misma pose para tener más y mejores opciones de elección y de modificaciones con filtros o aplicaciones de fotoretoque, antes de publicar sus imágenes.

“Existe ansia de exposición en el social media donde hay un público que observa, responde y juzga, aunque severamente. Si pensamos en la corta edad y la vulnerabilidad emotiva y psíquica de estos preadolescentes, los datos son preocupantes”, señala Manca.

El 65% de los jóvenes que participó en el estudio, declaró sentirse feliz cuando recibe tantos “likes” y comentarios a sus publicaciones en el social media, lo cual refleja la fragilidad estructural de los jóvenes y el mecanismo de gratificación al que están expuestos, que se basa en la dependencia de los comentarios en las redes sociales. 

“La emotividad y el humor, no pueden ser condicionados por el número de likes y de comentarios online. Sí sucede con los adolescentes, y esto significa que falta una base sólida para apoyarse en la familia”, concluye la psicoterapeuta.